RADIO ONLINE LA VOZ DEL PERU

miércoles, 20 de febrero de 2013

LA HIPOCRESÍA "DEPORTE NACIONAL" EN LA POLÍTICA PERUANA


  LA  HIPOCRESÍA

  "deporte nacional"
     en  la decadente   clase política peruana

    Alan García niega confabulación aprista            contra Toledo.

     Las revelaciones del ex-Vice-presidente de la República,Raúl Diez Canseco Terry,no descubre nada nuevo en la retorcida vida política nacional.Las confabulaciones en los niveles de gobierno,Nacional,Regional y Municipal, son pan de cada día; resulta consubstancial a la existencia de las llamadas organizaciones políticas que proliferan en todo el país.
        Las sonrisas forzadas, los mutuos "piropos",los efusivos abrazos para las fotos y; los deseos de "éxitos" en la gestión gubernamental etc.forman parte de la hipocresía política imperante en todo el territorio nacional.
        Alan Gabriel García Pérez ha salido presuroso a la prensa a negar que el partido aprista que lidera haya confabulado contra el ex-Presidente de la República,Alejandro Toledo Manrique. Sin embargo,también ha salido al frente el ex-Presidente del Consejo de Ministros, Carlos Ferrero Costa, para corroborar que sí hubieron propuestas golpistas del partido aprista.
        Ahora, si se trata de, a quien darle mayor margen de credibilidad, el ciudadano de a pie, el ciudadano que viaja en combi, otorga mayor crédito a los toledistas, toda vez que el aprismo arrastra la leyenda negra de ser el partido de "la escopeta de doble cañón".
        En el presente proceso de Revocatoria de la Alcaldesa de Lima Metropolitana, Susana Villarán, nuevamente aparece el instinto patológico del del desestabilizador aprismo, esta vez, frontalmente a través de una de sus figuras emblemáticas como la ex-ministra Nidia Vílchez Yucra.
       Pero, obviamente, el aprismo no tiene el "patrimonio" total de la hipocresía política peruana.Este "virus" se ha convertido en una "pandemia" en nuestra endeble democracia peruana, se le encuentra en todo el tejido politico-partidario del país.
       ¿Que hacer frente a esta patética realidad?...simple y llanamente, el Congreso de la República debe revisar y modificar la Ley de Partidos Políticos, en torno a la obligación de que cada Partido Político Nacional y/o Movimiento Político Regional o Local, se conviertan en genuinas Escuelas donde se forjen auténticos, Cuadros Tecnócratas-Políticos, capaces de dirigir las riendas del país, las regiones y los municipios, con auténtica vocación de forjar un Perú Superior.
         
        
        
              
  


    

No hay comentarios:

Publicar un comentario